Mercedes-Benz Future Truck 2025: conducir hoy el camión del mañana. Mercedes-Benz Future Truck 2025: conducir hoy el camión del mañana.
Conducción autónoma para camiones en el tráfico de largas distancias. «Highway Pilot» activo: la técnica asume el mando.  Con seguridad en carretera gracias a... Mercedes-Benz Future Truck 2025: conducir hoy el camión del mañana.
  • Conducción autónoma para camiones en el tráfico de largas distancias.
  • «Highway Pilot» activo: la técnica asume el mando.
  •  Con seguridad en carretera gracias a los sensores de radar, cámara y comunicación V2V y V2I.
  • Planificación durante la marcha la próxima ruta.
  •  Adelantamientos en régimen manual, el conductor conserva siempre el mando.

Algo más de 30 km recorridos en la autopista, con la mezcla habitual de tramos de carretera libres, congestiones de tráfico y hasta un vehículo turístico averiado al margen de la carretera. ¿Todo como de costumbre? Las apariencias engañan. Al volante del Mercedes-Benz Future Truck 2025 se encuentra un conductor de camiones, pero en las situaciones descritas el manejo corre a cargo de alguien diferente: el llamado «Highway Pilot» conduce el camión de forma autónoma. El operador puede dedicarse durante la marcha a otras actividades, e interviene solamente cuando es necesario. La técnica de mañana en el camión de hoy. Por autopista en el Mercedes-Benz Future Truck 2025.

«Highway Pilot» activo: la técnica asume el mando.

Nada más iniciar la marcha brilla el indicador decisivo. En el display del cuadro de instrumentos puede leerse «Highway Pilot disponible». La técnica del Mercedes-Benz Future Truck 2025 ha identificado la ubicación del vehículo en la autopista A14 junto a Magdeburgo con ayuda de la tarjeta instalada y las marcas del carril de 3.5 metros de ancho.

El conductor conecta el sistema y suelta el volante, recibiendo una sucinta confirmación: «Highway Pilot activo». Nada espectacular. La revolucionaria maniobra que acabamos de iniciar pasa desapercibida para los demás usuarios de la vía. El tren articulado prosigue la marcha exactamente a la velocidad deseada en el centro del carril de la derecha. Con ayuda de los sensores inteligentes y sus procesadores, calcula y ejecuta ligeras correcciones en el volante. La primera impresión es que la conducción autónoma es todo lo contrario de espectacular.

Si el conductor desea disfrutar de algo más de comodidad, oprime un botón en el apoyabrazos. Con ello, el asiento se desplaza hacia atrás y gira hacia la derecha hasta asumir una confortable posición a 45 grados en la cabina. Puede estirar cómodamente las piernas, como si se encontrara en su casa en una cómoda butaca. El volante está todavía al alcance de su mano, pero para accionar el pedal de freno necesitaría dotes de contorsionista. Tampoco es necesario: el Future Truck 2025 no circula sin conductor, el «nuevo» al volante se llama «Highway Pilot».

Con seguridad en carretera gracias a los sensores de radar, cámaras estereoscópicas y comunicación V2V y V2I.

«Highway Pilot» es una combinación de sensores de radar en el frontal y en los laterales, una cámara estereoscópica situada detrás del parabrisas, mapas tridimensionales de alta precisión y comunicación V2V y V2I, es decir, Vehicle to Vehicle y Vehicle to Infrastructure, el intercambio de información del camión con otros vehículos y con el mundo fuera de la autopista.

Los instrumentos muestran que el futuro ya ha dado comienzo en el Future Truck 2025. En lugar del conocido cuadro de instrumentos, este camión dispone de un display gráfico en color de alta definición. A la izquierda se muestran la reserva de diésel y de AdBlue, así como el número de revoluciones del motor; a la derecha, el tiempo de conducción y datos de contacto. En el centro puede consultarse la velocidad en un preciso indicador digital y, adicionalmente, en forma analógica en un reloj estilizado.

Si está activado el «Highway Pilot» se reducen a un mínimo los indicadores en el display y todos los datos aparecen en la pantalla de la tableta instalada en la consola central. Este dispositivo es ahora el instrumento central de mando y comunicación del camión. En relación con este elemento de comunicación entre el conductor y el vehículo, los ingenieros de desarrollo no hablan de mandos o indicadores convencionales, sino de Human Machine Interface o bien Human Machine Interaction, abreviado HMI. Este componente es un elemento central del Mercedes-Benz Future Truck 2025, un prototipo camuflado, cercano a la producción en serie.

Confirmar pedidos y reservar una plaza de estacionamiento durante la marcha.

El tren articulado del futuro circula ahora sin sobresaltos a una velocidad de crucero de 85 km/h, mantiene una separación de 60 metros respecto al vehículo delantero y sigue su rumbo sin desviarse. Ya se ha calmado el nerviosismo original en el puesto de conducción. Al igual que el deseo de observar siempre con un ojo el tráfico por delante para poder intervenir en todo momento. No es necesario. Ni siquiera las rachas de viento lateral pueden desviar al camión de su trayectoria: la técnica corrige la deriva con más rapidez y más seguridad que cualquier conductor humano. Ahora podría escribir un correo electrónico, o escuchar tranquilamente música.O bien ocuparse de algo más importante. Por ejemplo, confirmar en la tableta el pedido que acaba de llegar por medio de la comunicación V2I o controlar la ruta propuesta en el modo de navegación y buscar la gasolinera adecuada para la próxima parada. De inmediato aparece el menú del día en la pantalla. El conductor aprovecha la oportunidad para encargar su comida preferida y reservar una plaza de aparcamiento. ¿Hay algún conductor conocido en la misma ruta? Nada más fácil que consultar este dato, por si es posible citarse con alguien durante la parada prevista.

El Future Truck 2025 está siempre atento y cede el paso.

El tráfico del mañana no estará exento de situaciones imprevistas o averías, de congestiones o de retenciones. El Future Truck 2025 se adapta con solvencia a estas condiciones. En el display aparece un mensaje de texto: «Se acerca un vehículo para casos de emergencia». Esta información procede de un coche de policía que utiliza la comunicación V2V. La transmisión de informaciones de los vehículos entre sí funciona a la perfección; el camión se desvía por sí mismo hacia la derecha, hasta la marca delimitadora de la calzada, dejando pasar al coche de emergencia, y a continuación vuelve a circular en el centro de su carril.

Durante todo este tiempo, el conductor permanece en su posición de trabajo y se limita a observar la escena. Aprovecha para responder por Skype a la pregunta de un compañero, algo más atrás en la misma vía, que desea saber el motivo del retraso. El «Highway Pilot» acaba de anunciar un automóvil averiado en la autopista. Dado que este vehículo ocupa el margen, el camión se dirige por sí mismo hacia la izquierda, hasta la línea delimitadora, mantiene una distancia de seguridad respecto al obstáculo y observa al mismo tiempo el tráfico en el carril de la izquierda. Una vez que ha dejado atrás el obstáculo, el tren articulado vuelve al carril de la derecha y acelera hasta la velocidad de crucero.

Adelantamientos en régimen manual, el conductor conserva siempre el mando.

Pocos minutos más tarde, el display anuncia un vehículo circulando a baja velocidad por delante. En el modo autónomo, el Future Truck 2025 seguiría con paciencia a este automóvil, pues no se sale nunca de su carril. En este caso, la diferencia de velocidad es importante y vale la pena un adelantamiento. Para ello, el conductor devuelve el asiento a la posición de conducción, asume el mando manual, activa las luces intermitentes y cambia de carril. A continuación vuelve al carril de la derecha y pasa el mando al «Highway Pilot». Un hecho importante: el conductor de un camión autónomo sigue mandando en su vehículo y puede imponer su voluntad a la técnica siempre que resulte necesario girando el volante, frenando o acelerando.

Planificar durante la marcha la próxima ruta.

Hay cosas más urgentes que limitarse a seguir al vehículo precedente y mantener la separación en el tráfico denso. La tableta anuncia un nuevo pedido: un transporte refrigerado. Una vez más se rentabiliza la comunicación V2I. Utilizando una App en su tableta, el conductor envía un comando al semirremolque para conectar la refrigeración en el momento preciso. De ese modo, una vez que recoja el trailer, el compartimento de carga estará a la temperatura deseada.

Pero hasta entonces le esperan asuntos más agradables. El vehículo se acerca al área de descanso de la autopista. El «Highway Pilot» comunica a tiempo la salida mediante la tableta y en el cuadro de instrumentos, e inicia la cuenta atrás para que el conductor asuma el control del camión. Él está complacido, pues la plaza de estacionamiento reservada está disponible y la comida que ha encargado llega puntualmente a la mesa en la cafetería. Todo esto es algo normal, en el Mercedes-Benz Future Truck y en el año 2025.